Bienvenidos: Revista La Urraka Internacional
Edición N° 33


Portada:
Mujeres trabajando
Autor: Yemba Bissyende
Técnica: Batik
Medidas: 40 cm x 1m 30 cm

Seguidores

lunes, 14 de noviembre de 2011

Para conocernos un poco. Carlos Polo

1)¿Dónde nació Carlos Alberto Polo Tovar?
Yo nací en Barranquilla. Una noche agorera de diciembre de 1973, el día 5 del calendario lunar. Esa noche el universo se sentía indispuesto gracias a un incomodo dolor lumbar. Nací en una ciudad reconocida por la peligrosidad de sus arroyos, por sus brisas, por la vanagloria de un pasado brillante, por donde entró todo y se fue de largo. Una ciudad carnaval, que vive de espaldas al río y en la indiferencia de su mar. Nací en la arenosa, considerada en otrora puerta de oro y que hoy perdió muchos de sus kilates y entre ella y yo ha persistido un rabioso amor y odio que es como un vínculo inquebrantable como de esos amores que asesinan.

2) ¿Cómo fue tu niñez?
Fui un niño taciturno y medroso, afectado por la ausencia del padre, con algunos rasgos leves de autismo. Al cumplir los 10 descubrí la calle, los amigos, la libertad del papagayo, los arco iris escondidos en las bolas de uñita, la bola 'e trapo y el placer de andar sungo el día entero correteando pájaros y sarapicos en el arroyo. Como a la gran mayoría de mi generación me traumatizaron José Miel, la abeja Maya y los dolores precoses de amores solitarios y no correspondidos.

3) ¿Cómo llegaste a la literatura?
No todos los caminos conducen a Roma. Primero fue la música, la desorientación típica de los años adolecidos. Luego vino el descubrimiento de ese placer para solitarios y meláncomanos, esa vía de escape, el gozo extraordinario de otros mundos, de otras realidades al alcance de las manos. Yo siempre escuchaba que leer formaba, que leer era importante y necesario aún no he descubierto para qué pero seguimos en la búsqueda. Según, la sabiduría estaba ahí esperándote agazapada en las paginas de un libro, pero en realidad primero fue el sentirse tranquilo y en paz en medio de ese silencio donde solo están tú, la página, la imaginación y el río que te lleva como de la mano, lleno de situaciones y personajes donde el tiempo no te duele y la vida sigue ocurriendo, pero allá afuera, sin que te joda.

4) ¿Cuáles son tus escritores y poetas favoritos?
Son demasiados los autores que en determinados momentos han significado una puerta y una ventana a mundos fascinantes. Es muy difícil tomar partido por unos pocos si nombro 6 ó 10, 20, siempre me voy a quedar corto y con la sensación que se quedaron por fuera autores importantes y significativos.

5) ¿Cuáles consideras las obras imprescindibles de la literatura?
Podemos caer en lugares comunes o simplemente enunciar los libros que a mi juicio marcaron una pauta y un lugar importante en mis lecturas: El Quijote, Confesiones de un payaso, Lobo Estepario, El profeta, El Loco, Trópico de cáncer, El Tambor de hojalata, Cien años de soledad, La Vorágine, La Senda del Perdedor, A sangre fría, Rayuela, Los Hermanos Karamazov, Lolita, La Broma, En el Camino, Los Desnudos y los muertos, Los Detectives salvajes, Las Flores del mal, Cantos de Maldoror, El Guardián entre el centeno, Una Temporada en el infierno e Iluminaciones, Narraciones extraordinarias, Transpoiting, El desbarrancadero, Tres tristes tigres, La trilogía Sucia de la Habana, Que viva la música… y Un largo etc. De seguro en el momento se me escapan muchísimos y he ahí el detalle, en unos días podría alargar la lista y descartar algunos de los que aquí enuncié, no sé, es cuestión de memoria y estado de ánimo.

6) ¿Cuál consideras tu mejor experiencia como escritor?
Como autor en ciernes recuerdo varias cosas que atesoro, momentos en los que uno siente que tanta testarudez y terquedad han valido la pena. No se me olvida la vez que un embolador de zapatos dejó tirado su cajón de embolar para darme un abrazo luego de terminada una lectura. O la vez que mi compañera me dio el abrazo de felicitación por haber salido favorecido con el primer puesto en el Concurso Nacional de Literatura categoría libro de cuentos que programa anualmente La UIS. Son varios momentos agradables conociendo autores y bebiéndonos la noche en cualquier ciudad, conversando sobre este tema inacabable que es la literatura, conocer amigos y compartir lecturas, son momentos que hacen que realmente todos los duros momentos y los desencantos, que no son pocos en este camino, desaparezcan de un chasquido.

7) ¿Cómo te definirías como escritor?
Me siento un autor aún en ciernes, todavía falta mucho para portar con semejante etiqueta, sería atrevido de mi parte designarme como un escritor, entre otras que los postulados clásicos que definen a un escritor como tal y todos los paradigmas que rodean ese concepto no encajan conmigo. Pero de alguna manera me siento identificado con lo orgánico, lo vitalista, la catarsis, el lado irracional, el más humano, estoy más cerca de lo visceral que de lo racional.

8) ¿Cuál es tu ambiente favorito para escribir?
Siempre y cuando esté el impulso, la necesidad catártica, el ambiente pasa a un segundo plano. Pero siempre se necesita cierto grado de tranquilidad, silencio y poca distracción para poder concentrarse.

9) ¿Qué consejos darías a quienes se inician en la literatura?
Son concejos que me repito a mí mismo todo el tiempo. Leer mucho, escribir igual y tomarse la vida en peso, vivir, acumular experiencias, afinar la observación y alimentar la sensibilidad.

10) ¿Cómo ves la literatura de tu país y qué opinión te merece la actual literatura hispanoamericana?
Presupongo que no soy quién para hablar del tema con la propiedad del experto y el crítico, que por estas provincias grandes no pasan del subjetivo ataque ramplón y el chiste flojo amañado al ego y la propia inflada visión de sí mismos. Bueno creo que hay un impulso y gente haciendo cosas valiosas, lo importante es que no está quieta, hay generaciones posicionándose con propuestas sólidas, otras buscando nivel. Creo que es válida la preocupación por narrar el ahora con sus afanes y sus nuevas herramientas. Igual, aún existe mucha resaca y coletazos del boom. Lo importante es que hay propuestas y canales de expresión y en esa medida uno se entera que vienen generaciones buscando espacios, con propuestas aún en estado de decantación. Luego de la muerte y la entronización de Roberto Bolaño como máximo santón de las últimas corrientes en Hispanoamérica, se viene cocinando otro caldo y entre los muchos autores que se encuentran trabajando con seriedad y rigurosidad, de seguro saldrá otra figura emblemática que se posicione, eso también depende de los guiños y los manejos editoriales y otros tejemanejes. Sería atrevido de mi parte ponerme a votar nombres. Por sus obras los conocerán.

11)Estos son mis correos
farlospolo@hotmail.com, labrapalabra@gmail.com

No hay comentarios: